Cómo conseguir clientes para tu estudio fotográfico
Febrero 3, 2017
Me hago fotógrafo autónomo o facturo a través de Cooperativa?
Febrero 21, 2017

Organización del día a día de un fotógrafo

Por Sonia Almudévar, de Diseñarte Fotografía.

 

Hablar de organización del día a día de un fotógrafo es complicado debido a que es un trabajo intermitente, sin horarios ni sesiones fijas a la semana (ojalá), salvo que tengas en determinados momentos trabajos fijados por una marca o empresa que requieran atención diaria. La organización depende también del tipo de fotógrafo que seas, pero en este artículo hablaré del fotógrafo “todoterreno” que al final es en el que acabamos convirtíendonos todos. Así que debido a que no es un trabajo pautado hay que saber manejar muy bien los tiempos. A mí me ha costado años llegar a hacerme un planning de trabajo, así que espero que esto sirva de ayuda para que no os pase lo mismo.

Lo ideal es organizarse por semanas. En el caso del fotógrafo social hay que tener en cuenta que las bodas se contratan con más de 6 meses de antelación con lo cual yo recomiendo llevar dos calendarios paralelos: el de bodas y el resto de trabajos. Los meses de contratación de este tipo de reportaje son de noviembre a marzo, más o menos, así que esos meses los deberemos dedicar a ferias y promociones de nuestro trabajo, además de las entrevistas con los futuros novios. Ser fotógrafo social implica trabajar los fines de semana. Tanto las bodas como las fotos de familia e infantiles suelen hacerse en sábados, así que dedicaremos estos días para concertar estas citas y de lunes a viernes nos dedicaremos a otro tipo de sesiones (empresas, artística, shootings, etc.), procesado de fotos, redes sociales y labor comercial.

 

 

El contacto con el cliente, fundamental

Las solicitudes de trabajo y presupuestos hay que contestarlas lo antes posible, está comprobado que un mail que se responde con menos de 12 horas tiene más posibilidades de llegar a buen puerto, tened en cuenta que el cliente no sólo os contacta a vosotros, la mayoría son mails enviados en lote a varios fotógrafos. Si podéis concertar una cita personal con el cliente, mucho mejor, la posibilidad de que os contraten es infinitamente mayor cara a cara que por mail. En todo esto me ha ayudado mucho el software de AdminPhoto, que me permite tener continuamente al día el seguimiento comercial (llamadas y mails que tengo que enviar) y también generar presupuestos fácilmente y guardar las citas con mis clientes, para que no se me olvide ninguna.

Las redes sociales y nuestro blog también necesitan una atención prácticamente diaria, es fundamental subir contenido al menos 2 o 3 veces por semana. Así que podemos adjudicar un día a la semana para esta labor y programar las publicaciones para que se suban el día que queramos, de esta manera tendremos movimiento en las redes a diario haciéndolo sólo un día. Existen varios programas para hacer esto: Hootsuite, Buffer o Karmacracy son algunos ejemplos.

 

 

Un par de días en semana los dedicaremos al procesado y creación de álbumes o trabajo final para el cliente. Yo recomiendo otro día en semana dedicarlo a la búsqueda de clientes: mailing, visitas comerciales a centros para ofrecer nuestro servicios y distintos portales de internet donde encontraremos ofertas afines a nosotros como Freelancer, Litmind o páginas de Facebook.

Con esto tendríamos ya prácticamente la agenda completa, pero os aseguro que a la hora de ponerlo e práctica es complicado porque muchos días no se puede cumplir con lo establecido debido a que recibes mails y llamadas que no se pueden dejar para otro día, o simplemente porque tienes trabajo pendiente que no has podido terminar en el tiempo previsto. Un consejo que siempre me gusta dar y que luego no siempre cumplo, es ponernos una hora de finalización de jornada. Parece obvio, pero no lo es, el ser autónomo o freelance significa estar las 24 horas del día disponible, así que hay que intentar terminar con eso si queréis tener vida privada. Elegid una hora por la tarde noche (las 21 h. por ejemplo) y no contestéis mails hasta la mañana siguiente, de lo contrario el cliente acaba entendiendo que puede contactar con vosotros sea la hora que sea.

 

 

Planifica tu semana

En resumen, nos quedaría una semana como sigue:

  • Lunes: Redes Sociales y blog personal
  • Martes: Procesado y producción final.
  • Miércoles: similar al martes
  • Jueves: labor comercial
  • Viernes: lo podemos dejar como comodín. Sesiones, cursos o talleres, rematar el trabajo que no ha dado tiempo durante la semana. Y una vez cada tres meses lo dejaremos para la facturación.
  • Sábados y domingos: Sesiones, bodas, etc…

Aunque a simple vista parezca una semana laboral de 7 días, si somos capaces de organizarnos un poco, incluso tendremos tiempo para nosotros. Y, desafortunadamente, no todos los fines de semana hay bodas o sesiones. Así que, como veréis es fundamental llevar una agenda ordenada para poder aprovechar tanto nuestras horas de trabajo como las de ocio. En ese terreno también me ha ayudado mucho AdminPhoto, gracias a su agenda en la que voy guardando las sesiones y citas que tengo pendientes.

Y un consejo final, no dejéis de hacer fotos “por amor al arte”, esos tiempos muertos en el estudio o la oficina aprovecharlos para hacer portfolio personal que os podrá servir para otro tipo de trabajos o bien para satisfacción personal.

 

 

Sonia Almudévar es socia cofundadora de Diseñarte Fotografía, empresa dedicada a la fotografía social en Madrid.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las cookies, en función de nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies